sábado, 13 de mayo de 2017

Podemos cree que el modelo andaluz de turismo beneficia a los operadores extranjeros

CÓRDOBA.- La coordinadora regional de Podemos en Andalucía, Teresa Rodríguez, ha criticado hoy el modelo turístico andaluz, porque es "extractivista" y beneficia a "turoperadores extranjeros" sin que ello mejore las condiciones laborales de los empleados del sector.

En el arranque la "Ruta 100% Andalucía" de Podemos, que se ha iniciado en el Patio de la Calle Marroquíes de Córdoba capital, Rodríguez ha apostado, en declaraciones a los periodistas, por la implantación de un nuevo modelo turístico para la comunidad autónoma, dado que, a su juicio, "las rentas" del turismo en Andalucía "están fuertemente concentradas en turoperadores extranjeros que no cotizan aquí".
La líder de Podemos ha lamentado que Andalucía tenga hoy en día "un turismo extractivista", que "ni siquiera resuelve la vida de quienes lo ocupan", y ha apostado por un turismo "de desarrollo endógeno de nuestra tierra", y que respondiera con empleo de calidad y salarios dignos a las grandes cifras de visitantes que llegan a la región.
Este modelo sería, según ha especificado, "patrimonial, social y culturalmente sostenible", con unas rentas mejor repartidas.
Para ello ha puesto como ejemplo a los propios Patios de Córdoba y a lo que suponen para la ciudad, algo que debería empujar a los hoteleros a que "contribuyan al mantenimiento" de este bien turístico.

Almería exporta 1.600 millones euros hortalizas en los 6 primeros meses de campaña

ALMERÍA.- Las empresas de Almería han exportado entre septiembre del año pasado y febrero de 2017 hortalizas por valor de 1.600 millones, lo que según ha desvelado hoy la consejera de Agricultura y Pesca de la Junta de Andalucía, Carmen Ortiz, supone un incremento del 25 por ciento respecto al mismo periodo de la campaña anterior.

Así lo ha trasladado Ortiz en la feria Infoagro Exhibition 2017 que se celebró en Aguadulce, Roquetas de Mar (Almería), donde ha entregado dos de los premios que la organización concede a personas o empresas del sector de las frutas y hortalizas en reconocimiento a su trayectoria profesional.
En su intervención, la titular de Agricultura ha explicado que Almería se ha constituido como la "mayor productora de hortalizas de Andalucía", con el 61 por ciento del total de la región.
Ha apuntado además que es la "principal provincia española exportadora de estos productos, con más de 2.150 millones de euros en ventas internacionales durante 2016.
Ortiz ha destacado que "el progreso de Almería se debe principalmente al empuje y el carácter emprendedor de su gente, que apuesta por la modernización, la innovación, la eficiencia y la sostenibilidad".
Ha apuntado asimismo que los agricultores cuentan con el apoyo de la Junta de Andalucía para "continuar a la vanguardia" a través de incentivos como los concedidos a la creación y funcionamiento de los Grupos Operativos de Innovación.
La convocatoria 2016 de estas ayudas, con un presupuesto total de 7,4 millones de euros, incluye una veintena de proyectos del sector hortofrutícola entre los beneficiarios provisionales de las subvenciones.
Ortiz ha puesto en valor el elevado número de solicitudes recibidas para esta línea de ayudas, lo que "pone de manifiesto su efecto dinamizador al conseguir que productores, empresas y agentes del conocimiento colaboren en el diseño de proyectos innovadores que respondan a las necesidades concretas del sector".
Además de estas subvenciones, el apoyo de la Administración andaluza al sector hortofrutícola queda patente también en la gestión de otras líneas convocadas en 2016 que incentivan la modernización de invernaderos (20 millones de euros) y la mejora de las industrias agroalimentarias (108 millones de euros), así como una ayuda agroambiental que se aplica en 2017 por primera vez para invernaderos (casi 11 millones de euros).
Por otro lado, la consejera ha entregado premios en reconocimiento de su trayectoria profesional a Hortamar, en la categoría de 'Comercialización', y a Felipe Godoy, en el ámbito de la 'Producción Agrícola'.
Por último, se ha referido a los problemas con el agua de riego que tienen los agricultores de la comarca del Bajo Andarax de Almería para afirmar que la solución tiene que llegar de forma "conjunta, consensuada".
"He estado al tanto desde el minuto cero de las dificultades que están atravesando los agricultores del Bajo Andarax", ha dicho, para sostener que la Consejería de Medio Ambiente le ha confirmado que "la prioridad número uno" es buscar soluciones".

Un peligroso descenso de los precios del consumo / Ángel Tomás *

Que se haya contenido la recesión e iniciado una aún frágil recuperación sin que los modelos productivo, sistema financiero y sector público se hayan, reestructurado el primero, controlado el segundo, y mejorado el balance altamente endeudado del tercero, convierten los mensajes de triunfo de los responsables de la política en exagerados y de influencia perjudicial para una economía que aún está lejos de terminar de superar la crisis, iniciada en el tercer trimestre de 2007, por una ausencia de reestructuración coordinada internacional e interna de los tres modelos mencionados anteriormente. 
Estamos inmersos en una larga etapa de cambios contrapuestos de filosofías políticas, y tanto los aspirantes al poder como los que se encuentran en la gestión del mismo lanzan mensajes de optimismo, en buena parte injustificados, que solo conducen a entorpecer y retrasar el camino hacia una economía creciente, sostenida, socialmente aceptable, y de solidez financiera.

La crisis de la burbuja inmobiliaria fue provocada por el crédito fácil y el sector inmobiliario desequilibrado. Salvo para ésta actividad, el modelo productivo del resto de los sectores permaneció carente de innovación, estancado y con resultados negativos. El alto nivel de consumo, que superó durante años la producción interior, estimuló las importaciones ocasionando un déficit comercial, con una deuda pública financiada por el exterior que era necesaria para mantener el consumo y unas inversiones no prioritarias y escasamente rentables.

Si a lo expuesto sumamos la alta inversión en obra pública con la que el Estado pretende compensar el estancamiento del sector productivo durante la crisis sufrida, olvidando la necesidad imperiosa de su impulso y reestructuración urgente, se comprende que la deuda pública haya superado el billón de euros (100% del PIB), ya que la demanda interna se ha filtrado, en gran medida, hacia las importaciones. Es, por tanto, necesario el impulso y reestructuración de nuestro sistema productivo mediante la inversión privada y el fomento de la exterior, sin olvidar una importante reducción del gasto público y de impuestos, que se compensarían, éstos últimos, con la disminución del costo del desempleo y la nueva recaudación por incremento de la actividad empresarial.


UN CAMBIO PREOCUPANTE EN EL MERCADO DE CONSUMO

El alto endeudamiento familiar ha sido otra de las consecuencias negativas de la crisis, aunque el sacrificio y la austeridad han influido en su actual descenso. Sin embargo, se está volviendo al consumo impulsado por una tendencia imparable de la caída de los precios, que la competitividad impone para crecer su facturación a costa de pérdida de calidad y peligrosa disminución de márgenes.

Ejemplo de ello son las "rebajas continuadas durante todo el año" y las "marcas blancas", estas últimas como consecuencia de la presión de las grandes superficies y redes comerciales para con sus proveedores. Otro ejemplo lo encontramos en las nuevas líneas aéreas de transporte de viajeros, tanto las de corto como las de medio y largo recorrido, ofreciendo un "bajo costo" para sus vuelos, que si bien han visto crecer el número de pasajeros, han reducido peligrosamente los resultados empresariales, tanto para las líneas de nueva promoción como para las tradicionales que se han incorporado al "bajo coste" tardíamente, pero con infraestructuras caras pendientes de reajuste. La tendencia bajista continuada de precios de los vuelos, puede llevar al sector aéreo a una situación de pérdidas insoportable, salvo que se reestructure el sector a nivel internacional, lo cual es de muy difícil consecución, antes de que llegue el punto de inflexión inevitable.

La lucha desesperada de la baja de precios al consumo olvidando la creatividad, la innovación, el desarrollo y la diferenciación, tanto por parte de la gestión política de la economía, como por los empresarios y nuevos promotores, puede llevarnos a una nueva crisis con repercusión en el sistema financiero (aún sin terminar de sanear), el desempleo, y a la inestabilidad y el desequilibrio presupuestario nacional. Las divergencias entre el apalancamiento público y el desapalancamiento privado ha alterado la estructura de la financiación bancaria.

La débil y lenta recuperación económica demanda con urgencia una nueva estructura macroeconómica nacional más inteligente, eficiente e innovadora que la que se pretende promover. El crecimiento solo se consigue potenciando una inversión rentable, un consumo interior creciente pero no especulativo, el aumento de las exportaciones, y una disminución de las importaciones sustituidas por producción interior. No olvidemos que es habitual, especialmente en nuestro país, que cuando la economía crece paralelamente también lo hace el déficit comercial. Solo cambiando el signo negativo de la balanza exterior, aseguramos la minoración del endeudamiento, sin olvidar vigilar y compensar, sin demora, el peligro de aparición de una nueva deflación.


MEDIDAS PARA UN CAMBIO ESTRUCTURAL

1. POLÍTICA ECONÓMICA: Disminuir el actual peso excesivo de los gastos de las Administraciones, Central, Autonómicas y Municipales. No acometer grandes inversiones no rentables ni urgentes, dirigiéndolas hacia la creación potencial de riqueza creadora de empleo. "Bajar la deuda, que si bien se pierde consumo y por tanto demanda equivalente a lo que se ha ahorrado, se disminuye el préstamo". Esto es lo que se llama "Recesión de Balances", que en la mayoría de los casos conduce a una situación difícil, pero debe ser respaldada por una amplia solidaridad social generalizada, y, estudiar un presupuesto de progreso reformista acorde con el modelo, adoptado por EEUU y la mayoría de las economías más avanzadas, llamado "Presupuesto Base Cero", orientado hacia el cambio del Modelo Productivo. Albert Einstein sentenció, "Quien supera la crisis se supera a sí mismo, ya que la verdadera crisis es la de la incompetencia".


2. SISTEMA FINANCIERO: Los bajos tipos de interés y la debilidad de los mercados de consumo, ha supuesto una caída de márgenes, al que se unió el incremento de la morosidad propiciada por la situación más vulnerable de las empresas y familias. Su saneamiento está muy avanzado, pero exige una nueva regulación adaptada y propulsora al nuevo impulso del sistema productivo nacional y, el control imprescindible del Banco Central de las finanzas. Hay que ajustar el Sistema Financiero de forma paralela al desarrollo económico.


3. EL COLECTIVO EMPRESARIAL: Las empresas, ante la actual coyuntura de guerra de precios, necesitan una nueva toma de decisiones, que pasa por: análisis en profundidad de su actividad actual; proyectar una profunda transformación basada en una innovación creativa; desarrollar e implantar la innovación; valorar el costo de la transformación y su financiación estable. En resumen un cambio en su modelo de empresa.


Mirando al pasado construyamos el futuro mediante una innovación continuada, como único camino para abordar nuevos mercados y aprovechar oportunidades por encima de la competencia.



(*) Economista y empresario